Compartir
Publicidad

La directora de Turismo de Galicia, Nava Castro, acompañada del delegado territorial de Junta en A Coruña, Ovidio Rodeiro, presentó hoy junto al obispo de la Diócesis de Lugo, Alfonso Carrasco, el programa de apertura de iglesias en el Camino de Santiago. Gracias a esta iniciativa de colaboración entre el Gobierno gallego y las entidades eclesiásticas, numerosos templos de diversas rutas xacobeas abrirán este verano.

Al proyecto presentado esta mañana se suma también el existente con la Archidiócesis de Santiago de Compostela, lo que permite que los viajeros se acerquen al rico y variado patrimonio cultural existente en el Camino de Santiago. Los templos incluidos en este programa tendrán un amplio horario de visitas durante toda la semana –con un único día de descanso– y contarán con personal para poder interpretar y explicar la historia, el valor y el significado de estos lugares.

«En Galicia nos gusta compartir nuestro patrimonio y nuestra identidad, pues consideramos que es la mejor manera de preservarlo y enriquecerlo», destacó Nava Castro, quien subrayó que se beneficiarán de este programa no sólo los peregrinos, sino también los gallegos en general y todos los turistas que deseen conocer los recursos de la Comunidad hasta el otoño.

En el caso de la Diócesis de Lugo, abrirán a sus puertas iglesias y capillas del Camino Francés, del Camino Primitivo y de la Vía de la Plata (al Camino de Invierno no se hace mención) . Se trata de espacios localizados tanto en la provincia de Lugo como en la de A Coruña y Pontevedra, en ayuntamientos incluidos en dicha diócesis. A todos ellos se añaden los templos de la Archidiócesis de Santiago de Compostela en el Camino Francés, en el Camino Portugués y en el Camino Inglés, además de en la capital gallega, meta de la peregrinación.

Templos participantes

En el caso de la Diócesis de Lugo, abarca las iglesias de Santa María de O Cebreiro, Santiago de Triacastela, el punto de información del Monasterio de Samos, O Salvador de Sarria, San Nicolás de Portomarín, O Salvador de Vilar de Doñas, San Tirso de Palas de Rei, San Xoán de Furelos, San Pedro de Melide, Santiago de Boente, Santa María de A Fonsagrada, Santa María de Vilabade, la Catedral de Lugo, incluida en la declaración de Patrimonio Mundial de los Caminos del Norte, Santiago de Taboada, en Silleda, y Santa María de Dozón.

Por su parte, en la Archidiócesis de Santiago de Compostela se incluyen los templos de La Peregrina en Pontevedra, la Capilla de San Marcos en el Parque Monte del Gozo, la Capilla General de Ánimas, San Bieito, Santa María del Camino, San Andrés de Barciela, el Monasterio de As Beneditinas, la Colegiata de Iria Flavia, la Capilla de la Magdalena, Capilla de Francos, Santo Domingo de Betanzos, Santa María de Betanzos y Santiago de Betanzos.

El Plan director del Camino de Santiago, con el que la Xunta está trabajando desde 2015 con un presupuesto de más de 56 millones de euros, cuenta con ocho líneas estratégicas, entre las que se incluyen acciones de colaboración con las entidades eclesiásticas, la potenciación de todas las rutas de peregrinación y la preservación y potenciación de sus valores patrimoniales.

Publicidad