Compartir

La delegada territorial de la Xunta en Ourense, Marisol Díaz Monteira y el presidente provincial del Banco de Alimentos, Cecilio Santalices, presentaron hoy la campaña de recogida de alimentos que se va a poner en marcha, coincidiendo con la época navideña, en todas las sedes de las Jefaturas Territoriales de Ourense con el objetivo de colaborar con las familias más necesitadas y llenar sus despensas por Navidad. 

La campaña pretende motivar al colectivo de empleados públicos a movilizarse contra la situación de necesidad que viven muchas familias participando en una recogida de alimentos básicos que el Banco de Alimentos de Ourense se encargará de repartir entre las asociaciones, parroquias y entidades de asistencia social que ayudan a colectivos y familias en riesgo de exclusión social.

Marisol Díaz recordó que desde 2016 la Xunta colabora con el Banco de Alimentos de Ourense por la Navidad, a través de una campaña de recogida de alimentos organizada por el Servizo de Emerxencias, de la Xefatura Territorial de la Consellería de Presidencia, Administracións Públicas e Xustiza, en coordinación con las agrupaciones de voluntarios de Protección Civil (AVPC) de la provincia ourensana. La delegada territorial subrayó que este año «decidimos que la iniciativa solidaria fuera más ambiciosa y por eso la ampliamos a los empleados públicos que trabajan en todas las Jefaturas Territoriales de la Xunta».

La campaña se desarrollará del 3 a 20 de diciembre, período durante el cual los interesados en participar en ella podrán depositar sus donaciones de alimentos en los puntos de recogida que se instalarán en las dependencias de todas las Jefaturas Territoriales en Ourense. El Banco de Alimentos se encargará de decidir el destino de los alimentos recogidos y de garantizar su justa distribución.

Díaz Mouteira invitó a todos los empleados públicos de la Administración autonómica y a sus familiares a participar «para lograr multiplicar el éxito de esta acción solidaria y mostrar nuestro espíritu solidario».

El jefe del servicio de Emerxencias, Olivier Reboredo, explicó las novedades de la iniciativa que por tercer año consecutivo desarrolla este departamento autonómico en colaboración con la agrupación provincial de voluntarios de Protección Civil y que en esta edición ya cuenta con 38 ayuntamientos adheridos.

El Banco de Alimentos entregó el pasado año más de 850.000 kilos de alimentos a cerca de 5.500 familias de la provincia ourensana a través de las 68 entidades que tiene adheridas. Con la ayuda de la Xunta de Galicia, a través del Fondo Galego de Garantía Agraria (FOGGA) en 2017 repartió más de 232.000 kilos de fruta y verdura.

Publicidad