126 personas participaron en las Xornadas y Obradoiros incluidos en el programa ‘Lugo é Artesanía’ del centrAD

Visitaron 22 talleres artesanos afincados en las comarcas de A Mariña, Ribeira Sacra, Meira y Lugo Terra Cha.

307
0
Compartir

El Centro de Artesanía e Deseño puso fin la pasada semana a la primera edición del programa ‘Lugo é Artesanía’, haciendo un balance muy positivo tanto de la participación y respuesta que tuvo, como de las relaciones humanas y profesionales que se articularon a redor de la artesanía.

Durante los meses de julio, agosto y septiembre, se gestionaron un total de 174 solicitudes que debido las restricciones sanitarias y al tamaño de los propios talleres, se concretaron finalmente en 110 personas que visitaron 22 talleres artesanos afincados en las comarcas de A Mariña, Ribeira Sacra, Meira, y Lugo Terra Cha. Turistas de Galicia y del resto del Estado, y mismo de lugares más lejanos como Irlanda, México, Argentina, Thailandia, Perú, Italia o Japón.

Los asistentes a las ‘Xornadas Viaxeiras’ conocieron de primera mano el trabajo de los artesanos afincados en el Barrio dos Muíños de Mondoñeo –el titiriteiro Ton Arenas, el cantero Fernando Vilariño, el taller de cerámica Esquina Atlántica y de serigrafía Estudio Estampa-. Disfrutaron de las exhibiciones del manejo del fuego y el barro de la mano de los oleiros de Gundivós. En Barbadelo, el luthier Germán Arias les mostró la ‘Cremona lucense’.

Los talleres de Xaneco Tubío, Idoia Cuesta y Vicente Ledo, en A Terra Chá, mostraron la variedad de posibilidades de futuro que tiene la artesanía en el rural y su interacción con el vecindario. La conjunción de arte, naturaleza y artesanía impresionó en A Mariña de la mano de Daniel Caxigueiro, la carpintería de ribera de Francisco Fra, o el complejo artesanal de Regal Cerámica.

En los talleres de la ciudad de Lugo –Lis, Mi madre no me deja, Querqur Leathercraft, Ceniza de Papel, Augatinta y Marga Portomeñe– los asistentes pudieron interactuar con materiales y herramientas. Riotorto fue la última parada para conocer la destreza de los ‘ferreiros’ que aún trabajan en una zona de larga tradición, sus costumbres, paisajes y la arquitectura etnográfica de su oficio.

Por otra parte, los 16 participantes en los obradoiros de ‘Experimenta Artesanía’, hicieron trabajo de campo para el reconocimiento de plantas y cesteables, experimentaron diferentes formas de tejido y hicieron su primera pieza de fibras naturales, de la mano de Idoia Cuesta. También trabajaron modelando y torneando el barro, para hacer boles y bandejas que decoraron con técnicas mixtas en el taller Ceniza de Papel, todo dentro de sendas experiencias de convivencia completas que incluyeron café, música, historias y risas.

El diputado de Artesanía e Diseño, Efrén Castro, destacó «a grande receptividade deste programa que emprega a artesanía como fío condutor e de unión co medio natural, a etnografía, as tradicións culturais e a historia dos lugares», afirmando que «a iniciativa pretendeu tamén xerar un espazo de encontro para futuras relacións profesionais, visibilizando o labor dos e das artesás, inspirando as persoas a iniciar a súa propia actividade, e amosando este tipo de actividades como recurso de promoción turística».

La persona encargada de guiar las rutas, Guido Álvarez, dio cuenta como profesional del turismo de la «formidable oportunidade de coñecer en profundidade un sector tan rico e interesante como é o da artesanía da provincia». Asimismo, subrayó la importancia de «iniciar e fortalecer relacións profesionais e de amizade con moitos artesáns, un feito que debera seguir estimulándose porque deste froito sempre nacen os mellores proxectos, nun ambiente positivo e natural, propicio para xerminar novos vínculos e realidades».