El presidente de la Diputación, Darío Campos Conde, y la alcaldesa de Lugo, Lara Méndez López, inauguraron este domingo la XI Jornada Renal que organiza por la Asociación para la lucha contra las enfermedades renales de Lugo. Está dirigida a los enfermos de enfermedad renal y en ella participaron cirujanos, biólogos, farmacéuticos y nefrólogos de la provincia, que trataron temas como la hemodiálise domiciliaria portátil, los nuevos tratamientos e investigaciones. Diputación y Ayuntamiento colaboran anualmente con Alcer Lugo con una aportación económica de 7.500 euros para colaborar con la enorme labor que presta esta asociación.

Campos Conde subrayó que «actualmente na provincia de Lugo están afectadas por algún tipo de insuficiencia renal máis de 30.000 persoas, o que supón o 10% da poboación lucense. Con estes datos, dende as administracións públicas temos que traballar da man e investir máis en investigación, prevención e concienciación, co obxectivo de mellorar a calidade de vida dos nosos veciños».

Alcer Lugo

La Asociación para la lucha contra las enfermedades renales de Lugo es una entidad sin ánimo de lucro con fines de carácter social, que se constituyó en el año 1981, y que posee más de 450 socios. Alcer Lugo posee una oficina y sala de reuniones, además de contar con varios profesionales, como una psicóloga, una administrativa y varios voluntarios.

Su función principal es la de ofrecer información y asesoramiento sobre la insuficiencia renal crónica (I.R.C.); acompañamiento y apoyo en las diferentes etapas del tratamiento; asesoramiento laboral, legal, nutricional y psicosocial individualizado; y colaborar con la Oficina de Coordinación de Trasplantes de Galicia.

Además de prestar estos servicios, organizan a lo largo del año actividades para mejorar la calidad de vida de los enfermos, como talleres de cocina, manualidades o ejercicio físico, así como campañas de información y sensibilización.

Publicidad