El taller de empleo Cumes da Terra Chá II, financiado por la Xunta y promovido por los ayuntamientos de Begonte, Friol y Rábade, realizó importantes obras de mejora en infraestructuras públicas de los citados municipios, como el edificio de la antigua Cámara Agraria begontina.

Así lo pudo constatar hoy el delegado territorial de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, durante la entrega de diplomas a los 20 alumnos trabajadores que participaron en la iniciativa, desarrollada gracias a una aportación de 280.000 euros de la Consellería de Economía, Emprego e Industria. En el acto participaron también el alcalde de Friol, José Ángel Santos; Ángel Manuel Lage, según teniente alcalde de Rábade, y la jefa territorial de la Consellería de Economía, Empleo e Industria en Lugo, Pilar Fernández, entre otros.

Un total de diez alumnos recibieron formación en la especialidad de revestimientos con piezas rígidas por adherencia en construcción, cinco en la de operaciones auxiliares de acabados rígidos y urbanización y otros tantos en actividades auxiliares en conservación y mejora de montes.

Entre los proyectos realizados por los ocho alumnos que trabajaron en Begonte, además de las obras de rehabilitación en la Cámara Agraria, destacan los trabajos de recuperación y mantenimiento de espacios verdes en la plaza Hermanos Souto Montenegro, la plaza de Baamonde, y en parcelas como la del centro médico o las ubicadas en el entorno del polígono industrial, entre otras.

En el ayuntamiento de Friol siete alumnos del taller ejecutaron las aceras en un tramo urbano de la carretera LU-231 y también actuaron sobre otras áreas verdes como el Campo de la Feria o la zona del campo de fútbol.

Por su parte, los cinco alumnos de Rábade renovaron los pavimentos de aceras y otros servicios en la calle Rosalía de Castro además de acondicionar varios espacios verdes.

Nueva convocatoria

Balseiro recordó que la Xunta destina este año cerca de 30 millones de euros la una nueva convocatoria de talleres de empleo, incrementando el presupuesto en un 50 % con respeto a la anterior.

Como principal novedad cabe recordar la puesta en marcha de los talleres de empleo duales, que combinan un contrato de formación y aprendizaje durante 9 meses y la contratación en prácticas de, como mínimo, tres meses más en una empresa local, con el apoyo de la Xunta.

El objetivo es favorecer la empreabilidad de 2.000 trabajadores desempleados gallegos, teniendo prioridad los talleres vinculados al campo forestal y al Camino de Santiago, dos sectores de gran importancia en la provincia de Lugo.

Publicidad