La asociación AGORA realiza visitas virtuales para conocer la cultura e historia de Monforte

233
0
Compartir

El centro de día que tiene la asociación AGORA de Monforte permanece cerrado desde el día 14 de marzo, fecha en la que se decretó el estado de alarma en el país. El cierre de las instalaciones no implica el cese de la actividad. Aunque hubo que hacer cambios en la operatividad, todos los días los profesionales del centro mantienen el contacto con las personas usuarias por teléfono o por vídeo conferencia para saber como están, que necesidades tienen y también para ponerles actividades de mantenimiento.

Una de estos actividades se llevó a cabo online, a través de una vídeo conferencia con la Red Museística Provincial de Lugo. Guiada por la propia gerente de la Red, Encarna Lago, un grupo de personas de AGORA pudieron conocer más detalladamente la historia del Museo Pazo de Tor y visitar las instalaciones de manera virtual. Para la próxima semana, está prevista volver a realizar otra visita virtual con la Red Museística, para seguir conociendo la cultura local y también para poder realizar actividades que permiten pasar mejor la estancia en casa.

Ante la brecha digital que se vive sobre todo en zonas rurales, desde la asociación AGORA intentan superarla mediante el envío por correo postal de ejercicios para aquellas personas que no disponen de conexión online. Para los que sí la tienen, todos los días en horario de 12:00 y 16:30 horas reciben clases de habilidades sociales, logopedia, gimnasia de mantenimiento o apoyo emocional, además de otras actividades que pretenden mejorar la independencia física y motora de las personas, minimizando los procesos degenerativos y potenciando las capacidades.

La asociación AGORA, que es miembro de la Confederación Galega de Personas con Discapacidad (COGAMI), se encarga también de llevarle la medicación y la compra de alimentos a una persona que vive en una parroquia que carece de tiendas de alimentación y de transporte adaptado a sus necesidades. La persona llama una vez a la semana para encargar los productos que precisa y, desde la asociación, le hacen la compra y se la entregan.