La Confederación Hidrográfica del Miño-Sil (CHMS), organismo autónomo dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, invirtió más de 105.000 euros en la mejora de la capacidad de desagüe del río Saa, a su paso por el municipio lucense de A Pobra do Brollón.

En la inspección previa realizada se observó la necesidad de mejorar, tanto la capacidad hidráulica del cauce como la composición de la vegetación de ribera, además de detectar gran cantidad de maderas inertes y tapones aislados.

Para solucionarlo, se procedió a la retirada de árboles secos, enfermos o con estabilidad comprometida que presentaban peligro de caída al cauce y que podrían afectar a infraestructuras cercanas. También se realizaron desbroces selectivos de matorral perimetral, poda y clareo de ramas bajas y corta sanitaria de pies secos para evitar tapones.

La intervención de naturaleza puntual y selectiva, se ejecutó a lo largo de 6.800 m por una brigada compuesta por 5 operarios especializados con apoyo de maquinaria para acciones puntuales fuera del cauce.

Así quedó el cauce tras las mejoras. Foto | CHMS

En el caso de cortas de alisos, se aplicaron las medidas o recomendaciones profilácticas con el objeto de evitar la propagación de Phytophthora alni.

Estas actuaciones forman parte de la programación anual de conservación y limpieza de cauces para la provincia de Lugo cuya previsión para 2024 asciende a 1,1 millones de euros.

Publicidad