Compartir

La conselleira de Infraestructuras e Mobilidade, Ethel Vázquez, avanzó hoy la licitación antes de un mes de la redacción del proyecto de la nueva estación de autobuses intermodal de Lugo, que incluirá la transformación de los terrenos de la actual terminal en un gran espacio público para uso social y comercial que tendrá, además, un intercambiador de transporte. Vázquez Mourelle explicó que se demolerán las instalaciones de la estación de autobuses y sobre ella se habilitará una nueva plaza pública con zonas de paseo, mobiliario urbano, parque infantil, zonas verdes y una parada de autobús con marquesina que sirva como intercambiador y desde el que se podría habilitar un bus lanzadera a la estación intermodal.

Afirmó, también, que se preverá una solución para que los negocios instalados en la actual estación puedan seguir desarrollando su actividad.

Precisó que se trata de una parcela de gran tamaño en el centro de la ciudad y próxima a la muralla y a calles peatonales, por lo que debe ser destinada a un espacio de encuentro para los vecinos. Añadió que esto ayuda a hacer ciudad en el centro, aprovechando el traslado de la estación de autobuses a la nueva intermodal que se situará junto a la actual estación ferroviaria.

La intervención, según apuntó, convertiría esa zona en un espacio pensado para vivir Lugo tranquilamente, que sirva de punto de descanso y ocio, de umbral de la muralla, y de conexión entre el centro de la ciudad y su núcleo de transporte público.

En lo que se refiere al proyecto de la estación intermodal, recordó que en julio tuvo lugar una reunión entre la Xunta, ADIF y el Ayuntamiento de Lugo, en la que el Gobierno gallego puso sobre la mesa un texto de convenio útil, que clarifica las competencias y responsabilidades de cada administración, y que facilita el desarrollo del proyecto.

No obstante, la conselleira precisó que a día de hoy ni ayuntamiento ni ADIF respondieron al respecto de este texto. Concretó que hace falta agilidad, pues el Plan de transporte público de Galicia va a reordenar los servicios de autobús en 2020 y la llegada del AVE está próxima y para sacar el máximo provecho a estas oportunidades, Lugo precisa de la estación intermodal.

Puso en valor la apuesta de la Xunta por la intermodalidad en los últimos años, ya que el transporte público va a jugar un papel fundamental en ese futuro porque es ambientalmente la solución más sostenible y económicamente es más eficiente.

Destacó que el objetivo es facilitar que se complementen entre sí el taxi, el bus urbano, el bus interurbano, el tren, la bicicleta o los vehículos de movilidad personal que están proliferando en los últimos años.