La Xunta realiza trabajos de desbroce y limpieza en la vía CG-2.1, en Monforte y en Chantada

396
0
Compartir

La Xunta prevé iniciar en esta semana los trabajos de desbroce y limpieza en las márgenes de la vía de altas prestaciones CG-2.1, en Monforte y en Chantada. Estas actuaciones contribuyen a la prevención de los fuegos, al eliminar especies pirófilas como el pino, el eucalipto o la acacia en las márgenes de las vías de titularidad de la Xunta. Se da así cumplimiento a la Ley 3/2007, de 9 de abril, de prevención y defensa contra los incendios forestales de Galicia, que recoge el objetivo de la rotura de la continuidad horizontal y vertical de la biomasa, de modo que las carreteras actúen con efecto «cortalumes».

El control de la vegetación también supone la mejora de la seguridad vial. Los trabajos realizados eliminan árboles que podrían caer a la vía en caso de temporal y evitan que invadan los arcenes o aceras, facilitando el tránsito de peones y ciclistas. También sirve para aumentar la visibilidad de los usuarios y consigue el efecto de alejar de la vía animales como los jabalís.

Con estos trabajos también se da cumplimiento al acuerdo del Pleno del Parlamento de Galicia de 25 de septiembre de 2019, por lo que se insta a las administraciones públicas a impulsar una reducción progresiva del uso de herbicidas en las márgenes de las carreteras de su titularidad.

La Consellería de Infraestruturas e Mobilidade inició el pasado mes de julio estas labores, en distintas carreteras de su titularidad, tras renovar con la empresa pública Seaga el contrato para acometer tareas de desbroce y limpieza en las carreteras autonómicas para prevenir fuegos y reforzar la seguridad vial, con una inversión de cerca de 1,5 millones de euros.

Cada semana, una media de 30 operarios y alrededor de 15 máquinas trabajan para llevar a cabo estas tareas de limpieza y control de la vegetación en las márgenes de las carreteras autonómicas.

El departamento que dirige Ethel Vázquez intensificó en los últimos años las acciones de prevención de fuegos en las márgenes de las carreteras de su competencia, añadiendo a los medios de conservación común un refuerzo con encargos a la empresa pública Seaga.

Con el nuevo encargo a Seaga, desde el año 2018 la Xunta lleva invertidos 6,8 millones de euros en las actuaciones de control de la biomasa en las márgenes de las carreteras de su competencia.