Compartir

La Consellería de Infraestruturas e Mobilidade retomó las obras de reforma y modernización de la estación de autobuses de Sarria, a las que la Administración autonómica destina 124.000 euros. El delegado territorial de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, señaló que los trabajos se reinician una vez levantadas las restricciones que el Gobierno central impuso a las actividades no esenciales, entre las que estaban incluidas las obras públicas y de construcción.

El proyecto que ahora se reanuda afectará a elementos estructurales, como cubiertas, paramentos y pavimentos, y también a aseos y otras dotaciones y servicios. Balseiro destacó que la actuación servirá para mejorar notablemente la estética y la comodidad de la estación.

Entre otros trabajos, se realizarán reparaciones en la cubierta del edificio y de la dársena, con el cambio de canalones y de piezas deterioradas se pintarán los paramentos verticales exteriores e interiores, se realizarán reformas en los aseos, reparaciones en el falso techo, cambio de carpinterías y mejora del muro de cierre.

También se acometerán reformas en la instalación eléctrica y en las alcantarillas, se sustituirá la cantelaría y se instalarán pantallas informativas electrónicas con información de interés sobre los servicios de autobús.

Esta es una de las obras que, por sus características, puede volver a ponerse en marcha, pero siempre guardando las debidas medidas de protección tanto individual como de organización del trabajo para garantizar la seguridad de los trabajadores y trabajadoras.