Román Rodríguez resalta la importancia del patrimonio etnográfico y cultural de la montaña lucense

80
0
Compartir

El conselleiro de Cultura e Turismo, Román Rodríguez, resaltó la importancia del patrimonio etnográfico y cultural de la montaña lucense en una visita al conjunto de las pallozas de O Cebreiro, donde desde el pasado 8 de octubre permanece instalada una exposición de postales del Camino incluida en el programa ‘O teu Xacobeo’. La muestra, situada en la conocida como Palloza de Quico, tiene carácter itinerante y recorrerá los doce ayuntamientos gallegos por los que atraviesa el Camino Francés entre octubre de 2019 y marzo de 2020.

Durante su visita, el titular de Cultura e Turismo puso en valor la riqueza patrimonial de esta zona de la provincia de Lugo y del conjunto etnográfico de las Pallozas de O Cebreiro, donde se están acometiendo trabajos por cerca de 200.000 euros para conservación y mantenimiento en las cubiertas y contorno de las pallozas de Campelo, Galán, del Quico y en la Palloza Museo.

Román Rodríguez destacó la importancia de esta actuación, al realizarse en un emplazamiento que calificó como ‘unha das portas de Galicia’, ya que Pedrafita do Cebreiro es el primer ayuntamiento gallego del Camino Francés. En este sentido, recordó que la previsión es que los trabajos finalicen a finales de año, en la antesala del Xacobeo 21.

Además, el responsable de Cultura e Turismo visitó el albergue de la red pública de la Xunta instalado en esta localidad lucense, un establecimiento ubicado en un emplazamiento «estratéxico» y que ofrece más de 100 plazas a disposición de los millares de peregrinos que recorren este itinerario cada año.

Castro de Santa María de Cervantes

Román Rodríguez se trasladó también al Ayuntamiento de Cervantes para analizar las necesidades del castro de Santa María tras su reciente declaración como Bien de Interés Cultural. Allí destacó que se trata de un yacimiento «clave» para comprender la transición al mundo romano a la vista de sus características y de sus valores culturales singulares. En virtud de esto, la Xunta de Galicia evaluará y planificará actividades de futuro que pongan en valor el castro como un referente de la minería castreña, contribuyendo así a reforzar su atractivo turístico.

El conjunto está integrado, además de por el poblado castreño y de los restos de las explotaciones mineras, por una necrópolis que se remonta cuando menos al siglo XIV, de rito cristiano, localizada sobre el recinto del castro, y por un poblado minero de época castreña, de los siglos I y II.