Compartir

La Consellería de Economía, Emprego e Industria que dirige el monfortino Francisco Conde, destinó en los últimos meses cerca de 162.000 euros a mejorar las infraestructuras del polígono industrial de O Reboredo, en Monforte de Lemos.

Así, el delegado territorial de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, confirmó hoy que la Xunta destinará más de 118.200 euros a sufragar obras en la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR). Las convocatorias de ayudas de la Consellería aplican por primera vez este año el criterio de preferencia para los denominados Ayuntamientos Emprendedores, es decir, aquellos adheridos al convenio entre Xunta y Fegamp para impulsar la captación de nuevas inversiones empresariales, entre los que se encuentra Monforte de Lemos.

Las mejoras propuestas en la EDAR consisten en la instalación de un nuevo tratamiento de aireación con fangos activos que mejorará de forma importante el volumen de agua residual efectivamente tratada y también el funcionamiento general del sistema. Asimismo, se habilitará un pequeño edificio auxiliar.

Balseiro, acompañado por el alcalde, José Tomé, el concejal de Servicios, José Luis Losada y la diputada autonómica y concejala-portavoz del PP en la Corporación monfortina, Julia Rodríguez Barreira, comprobó también las reformas realizadas en la iluminación pública, con una ayuda de 43.600 euros de la Xunta. En ambos casos, la consellería acerca el 80 por ciento del coste de las actuaciones.

Asimismo, el delegado recordó que en los próximos meses la Axencia para a Modernización Tecnolóxica de Galicia (Amtega) facilitará en el polígono el acceso a internet con redes ultrarrápidas, servicio ya desplegado recientemente en Puerto Seco.

Las empresas del polígono de O Reboredo podrán contratar servicios de Internet a través de fibra óptica con unas velocidades de hasta 350 Mbps de bajada y 35 de subida, y con una garantía de caudal del 80% sin límite de descargas.

El delegado explicó que la Xunta «trabaja para incrementar la competitividad de las empresas gallegas, dando respuesta a las nuevas necesidades en materia de infraestructuras, servicios y comunicación, y facilitando servicios de calidad que mejoren la eficiencia del tejido empresarial».

Publicidad