La Xunta pondrá en marcha en las próximas semanas el Plan gallego de formación 2018-2019, que permitirá que un total de 270 personas sin empleo puedan elegir su calificación a través de una oferta de 18 cursos en la comarca de Terra de Lemos.

El delegado territorial de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, presentó hoy las principales novedades que introduce la presente convocatoria de esta iniciativa, que forma parte del esfuerzo que está haciendo la Administración autonómica, a través de la Agenda 20, para incrementar y mejorar las oportunidades laborales de los galleg@s y para adaptar la formación a las demandas reales del tejido productivo. La Consellería de Economía, Empleo e Industria incrementó en un 13,4% el presupuesto de este programa, que alcanza en la Comarca una inversión de cerca de 800.000 euros.

De este modo, los alumn@s podrán por primera vez escoger el centro y la acción formativa que se impartirá en empresas, entidades sin ánimo de lucro y ayuntamientos que son los adjudicatarios de las ayudas de la Consellería de Economía, Empleo e Industria. Además, los centros de formación tendrán la posibilidad de seleccionar directamente al alumnado. Hasta ahora la elección sólo correspondía al Servicio Público de Empleo de Galicia.

La calificación que se imparta permitirá seguir accediendo a certificados de profesionalidad con validez en todo el Estado y será acorde a las necesidades que demanda el tejido empresarial. La inserción laboral alcanzada en pasadas ediciones por este programa se aproximó al 60%.

Proceso más sencillo

El alumnado podrá solicitar el centro y la materia en la que se desea formar a través del portal de Empleo de la Xunta. También tendrá por primera vez la posibilidad de conocer el coste del curso en el que se va a calificar y que la Xunta apoya al 100% y obtener en la web toda la información de interés sobre la actividad.

Las acciones formativas tendrán un coste por alumno de entre 266 y 6.491 euros. Se ofertan cursos en los principales sectores de la economía gallega, como son las TIC, el comercio y marketing, turismo y hostelería o los servicios sociales, entre otros. Cada curso tiene un promedio de duración de 6 meses.

En la selección del alumnado tendrán preferencia las mujeres, parados de larga duración, menores de 30 años, emigrantes retornados, personas con discapacidad o en riesgo de exclusión social, alumnos con baja calificación o personas que tengan superados uno o varios módulos de un certificado de profesionalidad o que obtuvieran certificados parciales.

La formación para personas desempleadas y ocupadas es un reto prioritario para el Gobierno gallego. Por eso, tiene en marcha otro tipo de programas, como son las Unidades formativas en la empresa; los talleres duales; o los planes formativos para sectores específicos, como la automoción, el naval o el forestal.

Próxima ampliación

José Manuel Balseiro recordó que el Plan de Formación de la Xunta se completará próximamente con las actividades que organizan los centros propios de la Consellería de Economía, Empleo e Industria en Lugo, Viveiro y Monforte de Lemos, que sumarán en torno a 25 cursos y 1 millón de euros más de inversión.

«En total -afirmó-, estamos hablando de una cifra de alrededor de 8 millones de euros de inversión en formación para mejorar la calificación y las perspectivas de inserción laboral de las personas en situación de desempleo de nuestra provincia».

Publicidad