Compartir
Foto de archivo | Facebook bomberos de Ourense

Una colisión entre dos vehículos obligó a intervenir a los bomberos de Ourense para liberar a un conductor que quedó atrapado tras el impacto. Según relató un vecino a los gestores del 112 Galicia, los dos coches chocaron lateralmente y quedaron pegados, lo que impedía abrir las puertas para atender al herido.

De este modo, desde el Centro Integrado de Atención ás Emergencias de Galicia, se solicitó la colaboración de los bomberos de la ciudad con el fin de rescatar al conductor que permanecía atrapado en el interior.

El siniestro se produjo a las 19:30 horas de ayer en la rotonda de Ponte Novísima, a donde acudió también un equipo del 061-Urgencias Sanitarias para atender a la persona y después trasladarla a un centro sanitario, aunque, en un primero momento, las lesiones parecían no revestir gravedad.

Además, los servicios de emergencia contaron con el apoyo de los agentes de seguridad de la ciudad.