Cultura invertirá 21.000 euros para profundizar en los hallazgos de la Cova dos Mouros, en Baleira

591
0
Compartir

La Consellería de Cultura, Educación e Ordenación Universitaria va a invertir 21.000 euros en una intervención arqueológica en la ‘Cova dos Mouros’, situada en el ayuntamiento lucense de Baleira, para ahondar en los hallados de pinturas rupestres en este yacimiento.

En concreto, las actuaciones estarán destinadas a contextualizar cultural y cronológicamente las pinturas descubiertas en este abrigo a través de la realización de varios sondeos arqueológicos con la finalidad de detectar evidencias de arte enterradas, así como recuperar restos de cultura material (cerámica, herramientas en piedra…).

Asimismo, se recogerán muestras que permitan conocer con mayor exactitud la antigüedad de estas manifestaciones artísticas así como la naturaleza de las actividades que se desarrollaron en esta pequeña cavidad del oriente lugués.

En concreto, los trabajos arqueológicos que se van a realizar consisten en sondeos en tres sectores de la cueva, y en un levantamiento topográfico tridimensional georreferenciado de alta resolución del interior y de la entrada de la cavidad mediante las técnicas de láser escáner y fotogrametría terrestre.

Además, se realizará una prospección del entorno de la ‘Cova dos Mouros’ con el fin de documentar posibles nuevas cavidades en las que pudieran existir restos de pinturas similares a los ya documentados.

La actuación será realizada por el Grupo de Estudios para la Prehistoria del Noroeste, Arqueología, Antigüedad y Territorio ( GEPN- AAT) de la Universidad de Santiago de Compostela y dirigido por el Catedrático de Prehistoria Ramón Fábregas Valcarce.

La excavación estará dirigida por el arqueólogo Carlos Rodríguez Rellán y contará con un equipo de asesores de la propia Universidad de Santiago de Compostela, de la Escuela Superior de Conservación y Restauración de Bienes Culturales de Galicia (Pontevedra) y de la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid).

Primeros trabajos

Hace falta recordar que en el 2017 se localizaron en esta cavidad restos de diferentes motivos pictóricos cuya distribución parece ser preferentemente en la entrada de la cueva y que alcanza toda la altura de su pared norte. A día de hoy hay localizados 11 paneles pictóricos, aunque podría haber más dada la presencia abundante de costras y depósitos que dificulta su identificación.

En concreto, se tratan de motivos que tienden a la esquematización, compuestos por agrupaciones paralelas de semicírculos, así como barras verticales y alguna representación antropomorfa, todas ellas realizadas con pigmento rojo.

Con el fin de identificar los hallazgos, se realizó un estudio preliminar valorativo de dichas pinturas rupestres por parte de un equipo dirigido por Fernando Carrera Ramírez, profesor titular de la Escuela Superior de Conservación y Restauración de Bienes Culturales de Galicia, y Ramón Fábregas Valcarce, catedrático de Prehistoria de la Universidad de Santiago de Compostela.

Además, se cerró la cueva para evitar posibles agresiones y daños a dichas pinturas y se instaló un panel informativo para que todos los que se aproximen a la llamada ‘Cova dos Mouros’ puedan tener información sobre las pinturas allí conservadas.