El delegado de la Xunta en Lugo visita las obras de construcción de la glorieta de Bóveda

142
0
Compartir

El delegado territorial de la Xunta en Lugo, Javier Arias, comprobó hoy la ejecución de las obras de construcción de una glorieta en la intersección de las carreteras LU-652 y LU-546 en la capitalidad de Bóveda, iniciadas la semana pasada con el objeto de incrementar la seguridad viaria en este punto. Arias, quien acudió acompañado por personal técnico de la Axencia Galega de Infraestruturas (AXI), destacó que la nueva infraestructura hará más visible el cruce para los conductores y facilitará los flujos de tráfico en la zona, al tiempo que obligará a disminuir la velocidad en el tránsito de los vehículos. Según recordó, la Consellería de Infraestruturas e Mobilidade destina 212.000 euros a estos trabajos, que prevé finalizar en el plazo máximo de seis meses.

La actuación permitirá mejorar las condiciones del tráfico rodado y peatonal en este entorno, en la que la Xunta ya había introducido mejoras hace dos años para reforzar la señalización que advertía de la presencia de la intersección y del deber de respectar la señal de stop, mediante paneles luminosos y bandas transversales de alerta.

Proyecto técnico

El proyecto contempla la construcción de una glorieta con un diámetro interior de 21 metros y un diámetro exterior de 41 metros, con accesos y salidas con un único carril. La plataforma de la glorieta tendrá dos carriles de 4 metros y arcenes de 1 metro de ancho.

También está previsto darle acceso al camino de servicio existente en la margen izquierda del eje Lugo-A Pobra do Brollón. En la salida de la glorieta, en dirección A Pobra do Brollón, se permitirá un giro a la izquierda para acceder a la vía existente cara al parque empresarial de Bóveda. En este mismo punto también se proyecta un paso de cebra accionado mediante semáforos y la instalación de la semaforización correspondiente, dando así continuidad a una red peatonal existente en la zona.

Las obras incluyen el repintado de marcas viarias y la colocación de nueva señalización vertical, balizamiento y defensas, así como la reubicación de la farola existente al centro de la glorieta.