Compartir

La subdelegada del Gobierno en Lugo, Isabel Rodríguez, -en la imagen- anunció hoy que la capital provincia podrá disponer, por fin, de la nueva sede del Instituto Nacional de Estadística (INE) después de que el nuevo Ejecutivo lograse desbloquear los obstáculos para la recepción de las obras de rehabilitación y acondicionamiento del antiguo Sanatorio Gracía Portela.

Isabel Rodríguez, que efectuó esta mañana una visita al edificio acompañada por el responsable del INE en la provincia, José Manuel Colmenero, y la alcaldesa de Lugo, Lara Méndez, explicó que «desde o Goberno de Pedro Sánchez fixemos todo o posible para resolver unha situación que atopamos inxustamente atascada, penso que xa era hora de sacar adiante o proxecto para que o INE dispoña da súa sede en Lugo».

Isabel Rodríguez explicó que INE acaba de recibir, por fin, la obra de rehabilitación y acondicionamiento hecha en este edificio del antiguo Sanatorio García Portela, una obra que acabó en 2017 y en la que se invirtieron 2,4 millones de euros.

«Desbloqueamos así unha situación que impedía a entrada en servizo destas magníficas instalacións e dámoslle un pulo decisivo ao proxecto», destacó la subdelegada, ya que «agora, unha vez recibida a obra do edificio, só queda pendente acometer unha pequeña obra de reposición na vía pública, que é necesaria para a obtención da licenza municipal de primeira ocupación. Feitos eses últimos trámites, procederase ao traslado das instalacións do Instituto Nacional de Estatística».

«Penso que é unha boa noticia para Lugo porque grazas ao INE, a cidade recupera e pon en valor un edificio que forma parte do patrimonio da cidade que estaba abandonado e, ademais, co traslado a estas novas instalacións o erario público aforrará unha cantidade importante de cartos, case 100.000 euros ao ano que agora paga o INE en concepto de alugueiro polas instalacións que ocupa», manifestó Isabel Rodríguez.

La futura sede del INE es un inmueble singular pues es uno de los pocos edificios existentes en Lugo de estilo racionalista. Se trata de un bien que está registrado en el Inventario de Patrimonio Cultural de Galicia. Fue construido a mediados del siglo XX, bajo encargo de Manuel García Portela, de acuerdo con un proyecto del arquitecto Alfredo Vila López, y que estuvo destinado originalmente a uso sanitario.

El edificio tiene 4 plantas -semisótano, baja, primera y segunda- y una superficie de casi 1.700 metros cuadrados y fue acondicionado para acoger las nuevas instalaciones del Instituto Nacional de Estadística. Las obras, que incluyeron la rehabilitación integral del inmueble, supusieron una inversión de 2,4 millones de euros y se desarrollaron entre agosto de 2015 y febrero de 2017.