Compartir
El presidente de la Diputación Darío Campos Conde

La Diputación provincial aprobó este viernes en junta de Gobierno un nuevo proyecto de apoyo a productores lucenses de Rubia Gallega dotado de un total de 1,4 millones de euros. Esta iniciativa, que se desarrollará durante 4 años, incluye ayudas directas a explotaciones lucenses por el primer parto de las hembras reproductoras inscritas en el registro genealógico. Son hasta 500 euros por animal nacido. Los productores deberán mantener durante un mínimo de 24 meses el animal reproductor en su negocio tras el nacimiento del ternero.

Esta nueva colaboración busca incrementar el número de cabezas de Rubia Gallega en las explotaciones lucenses y promover esta raza, ayudando a los profesionales de la provincia. ACRUGA funcionará cómo intermediaria entre la Diputación y los productores, pues es este colectivo el que cuenta con los datos oficiales de las explotaciones existentes en la provincia, así como el registro genealógico del ganado.

Además de las ayudas directas a productores lucenses, este proyecto contempla una segunda línea, que implica la recría y mejora genética de los animales en las instalaciones de la Granxa Gayoso Castro para su posterior venta principalmente en subastas.

Se trata de una colaboración directa con ACRUGA, que se lleva haciendo desde 2007, que favoreció la recría de 1.650 animales, un ahorro superior a los 2 millones de euros a los productores al asumir la Diputación los costes de la recría, así como beneficios de otros 2,4 millones por la venta de ejemplares a un precio medio de 2.000 euros.

La provincia de Lugo cuenta con 576 explotaciones de Rubia Gallega, que representan el 72% de las existentes en Galicia. 1.400 productores lucenses forman parte de ACRUGA.