La Consellería de Infraestructuras e Vivenda viene de iniciar las obras de mejora de la carretera autonómica LU-115 que une los términos municipales de Outeiro de Rei y Castro de Rei. Se trata de un tramo bastante concurrido, pues además de servir de unión entre las capitalidades de ambos municipios, también lo emplean multitud de vehículos pesados con origen o destino en los parques industriales contiguos a la carretera.

El delegado territorial de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, acompañado de los alcaldes de Outeiro de Rei, José Pardo, y de Castro de Rei, Francisco Balado, visitaron los espacios en los que están desarrollándose los trabajos. Las obras consisten fundamentalmente en la mejora del firme en aquellos puntos en los que presenta mayor deterioro, así como en la introducción de varios elementos que contribuyen a reforzar la seguridad viaria y el mantenimiento de vía.

Outeiro de Rei

En concreto, en el término municipal de Outeiro de Rei, se actuó en la intersección de la carretera autonómica LU-115 con la nacional VI, con mezcla asfáltica nueva. También está previsto actuar en las tres glorietas del polígono industrial de la localidad, mejorando el firme existente en la calzada anular.

Finalmente también en este municipio, hay prevista la construcción de un paso de cebra sobreellevado como medida para limitar la velocidad de paso de vehículos en la travesía y garantizar la seguridad de los viandantes. De manera complementaria se procederá al refuerzo de la señalización vertical.

Castro Ribeiras de Lea

Ya en el término municipal de Castro de Rei, las obras se concentrarán en el tramo urbano que sirve de acceso a Castro Ribeiras de Lea y consistirán en la mejora del firme, una actuación que también está prevista en varios puntos junto al polígono industrial de la localidad. Las obras incluyen la ejecución de un paso de cebra y el refuerzo de la señalización vertical, que mejorarán sensiblemente el estado de este recorrido.

Los trabajos se ejecutarán con cargo al contrato de conservación común y vialidad de la zona norte de la provincia, del que es adjudicatario la empresa Copasa. Las tareas de conservación y explotación de carreteras tienen por objeto el mantenimiento del patrimonio viario en condiciones adecuadas, de manera que permita una circulación lo mas segura, cómoda y fluida posible.

Publicidad