La Xunta colabora con el Ayuntamiento de Sober con diversas mejoras en la casa consistorial

172
0
Compartir

La directora xeral de Administración Local, Natalia Prieto, acompañada del delegado territorial de la Xunta en Lugo, Javier Arias, visitó hoy la casa consistorial de Sober, donde se llevaron a cabo diversas mejoras gracias a las ayudas de la Orden de Infraestructuras de uso público. A través de esta línea de ayudas con la que el Gobierno gallego apoya a los ayuntamientos gallegos en la creación y mejora de sus infraestructuras destinadas a servicios municipales, el municipio de Sober recibió más de 48.000 euros para llevar a cabo las actuaciones en la casa del ayuntamiento.

Según explicó la directora xeral, se llevaron a cabo mejoras de eficiencia energética y reformas en la planta baja para acoger el archivo municipal, actuaciones en el juzgado de paz y la instalación de un ascensor para poder acceder a las oficinas y al salón de plenos, ofreciendo así una mejora en la calidad de la prestación de los servicios públicos, con un acceso adecuado a personas con minusvalías o incapacitadas que empleen sillas de ruedas.

Se trata de una de las actuaciones financiadas por la Xunta en Sober el año pasado, junto con otros proyectos apoyados en el marco del Fondo de Compensación Ambiental como la puesta en valor y recuperación medioambiental del contorno de acceso al hotel Pazo de Sober, mejoras en la red de abastecimiento de agua y colocación de un sistema de control de cloro en el depósito del agua mediante un kit solar fotovoltaico en el lugar de Sistín do Mato, así como la recuperación de las fuentes y lavaderos de Casaniño (Brosmos), Vilamea (Bulso) y Vilariño (Pinol) y construcción de parques infantiles y áreas biosaludables

GALERÍA DE FOTOS: Haz clic sobre las imágenes para ampliarlas

Durante su visita, Natalia Prieto, destacó la importancia de la colaboración entre la Administración autonómica y la local, ya que los ayuntamientos gallegos llevan a cabo actuaciones que repercuten en mejoras directas para el día a día de los ciudadanos. Además, son la administración más próxima a la ciudadanía y, por tanto, la que mejor conoce las necesidades de sus vecinos.

El ayuntamiento de Sober recibió en los últimos años más de 578.000 euros de las distintas líneas de ayudas de la Vicepresidencia Primera, entre ellas la Orden de Infraestructuras de uso público que permite poner en marcha o ampliar y reformar instalaciones destinadas a la prestación de servicios municipales, así como la dotación de su equipamiento. En la convocatoria de este año la Xunta mantiene el presupuesto de 4 millones de euros de esta orden dirigida a los municipios gallegos, después de incrementar la cuantía en 2020 en un millón de euros respecto a 2019.